Dolor de cabeza y zumbar de oídos son síntomas de riesgo en embarazo

(TODO BEBÉ).- La hipertensión durante el embarazo pone en riesgo la vida de la madre y disminuye el desarrollo del bebé por lo que se debe de acudir de inmediato por un médico.
El experto Francisco Mejía Romo dijo que hinchazón importante en pies y manos, dolor de cabeza, zumbar de oídos e incluso ver ‘estrellitas’ son síntomas de hipertensión en embarazo que debe tratarse de inmediato por un médico.
El ginecólogo adscrito a la Unidad Médica de Alta Especialidad de Ginecoobstetricia del IMSS Jalisco agregó que tener una presión arterial elevada durante el embarazo y no llevar un control adecuado es una de las primeras causas de muerte materna en todo el mundo.
En el marco del Día Mundial de la Obstetricia y la Mujer Embarazada (31 de agosto) añadió que para detectarla es preciso hacer varias mediciones en el transcurso de un mes: «si los niveles son superiores a 140/90 milímetros de mercurio, hay hipertensión».
El experto explicó que hay variantes en este padecimiento, «la primera, cuando se presenta antes de la fecundación; y la segunda, cuando se da luego de 20 semanas de gestación; las pacientes que suelen presentar mayores complicaciones hospitalarias son aquellas que ya eran hipertensas».
Indicó que 53 % de los casos ingresa a cuidados intensivos en este hospital por trastornos hipertensivos y hemorragias, «esta cifra supera por mucho las complicaciones del embarazo derivadas de la diabetes mellitus, ya que en la Unidad Médica de Alta Especialidad (UMAE) estas últimas representan menos de 10 % en cuidados intensivos».
Mejí Romo precisó que además de poner en riesgo la vida de la madre, la hipertensión también puede causar la muerte del bebé, «debido a que la presión arterial elevada no permite una buena implantación de la placenta en la matriz, y el feto se adhiere de manera inadecuada por lo cual no se desarrolla a 100 %».
«Esto a su vez empieza a producir una serie de sustancias en el cuerpo de la madre que condicionan aún más la elevación de la presión arterial y a una posterior eliminación de proteínas excesivas a través del riñón, que afecta otras funciones del organismo», comentó.
Por ello, invitó a las mujeres en etapa de gestación a acudir con puntualidad a sus chequeos mensuales en la Unidad de Medicina Familiar (UMF) correspondiente.
«De ser posible, la paciente debe medir su presión arterial dos veces al día y llevar un cuaderno de registro para mostrarlo en consulta», concluyó.